Todos los que acudimos a las páginas de contacto para parejas como Fuego de vida sabemos qué buscamos: mucho cachondeo y parejas para gozar sin límites.

A pesar de que queremos ante todo mucha privacidad en nuestros perfiles, (¿quién lo pone en duda?), y cambiamos muchas cosas de nosotros en lo que escribimos, como el lugar de residencia, el físico, y otros detalles, sí queremos saber con sinceridad quién está detrás del perfil que hemos escogido para pareja.

Estas preguntas siempre nos asaltan:

¿Tendrá ese físico que asegura? ¿Vivirá en esta ciudad?

¿Es posible que me haya encontrado una persona tan maja con solo un clip?

¿Esa será de veras su edad?

¿Cuándo podré tenerle frente a frente?

Me muero por tenerle en cama, ¿por qué se da largas?

Cuando la relación va a más, la intriga, el misterio, el desconocimiento y todo lo que trae consigo un contacto por internet, que más ciega no puede ser, nos da mucho placer pero a la vez nos anima a saber más y más. Buscamos una frase, un detalle, un tema tratado, cualquier cosilla en cada mensaje que nos revele quién se esconde tras un perfil.

A veces, es tan intrigante conocerle, que ni siquiera somos capaces de descifrar el sexo de ese rostro oculto, que no conocemos, pero queremos saber a toda costa.

Cada mensaje nos trae un nuevo estímulo, nos encanta, nos obsesiona, y nos lleva paso a paso al encuentro final. Sí, amigos, esto es lo que queremos, nosotros nos escondemos tras una fachada preparada de antemano para no dar datos reales aunque sí creíbles, pero, por otro lado, dudamos de quién pueda ser en realidad. Nos imaginamos, averiguamos y mantenemos la chispa mágica de la relación.

Solo hay que tener en cuenta algo, ¿realmente quieres saber quién está detrás de un nombre? ¿Acaso no te sientes en las nubes con este contacto? ¿Por qué no dejar que todo siga así, hasta ver a dónde llega y materializan el encuentro? Si al principio tratas de conocer bien tu pareja y resulta no ser cómo la imaginaste, te verás completamente frustrado/a.

¿Quién se esconde tras un perfil¿ ¿Realmente quieres saberlo?

 

 

Las chicas coquetas son activas y divertidas, a los hombres nos encantan porque dejan tras sí una estela de pasión que nadie resiste. Yo soy uno de ellos, las busco, las excito para que sean más picantonas, ¡molan!

En discotecas es donde más encuentro a estas chicas. ¿Sabes cómo las reconozco? No es secreto para nadie, pero te aseguro que me ponen el pene duro con solo sentirlas cerca. Aunque otros chicos las identifican por sus miradas, yo las descubro por más: se pegan a mí y me dejan ver la entrada de sus tetas, cruzan las piernas para que vea que no lleva bragas, ¿o sí?, bueno, eso lo descubro después. Si bailo con ellas se pegan como una babosa, ¡guao, me levantan todo el ánimo!, y si estamos sentados, buscan pegar sus muslos a los míos.

Señales eróticas no les faltan a estas chicas calentonas que insinúan que quieren cama conmigo.  El problema está en que no hay cama cerca y tengo que resolver rapidito el sexo con ellas en un jardín, un rincón, el trastero, o donde sea.

Es entonces cuando descubro lo sensacional, ¡cómo se ponen cuando entran en el coqueteo conmigo! En seguida que llego a ellas a un rinconcito apartado descubro:

– Está excitada, se mueve mucho, se pone nerviosa, acelera su paso, ¡buena señal de que quiere llegar ya al sexo de una vez!

– Al tocarle las tetas las tiene duras, firmes y sus pezones parecen puntas de hierro, ¡guao, que gustazo!

– Al llegar a su vagina, descubro que no necesita nada más para excitarse, la tiene mojadita y calentita, lista para colocar mi pene y llegar al orgasmo sin más ni más.

Cuando te encuentres con estas chicas en fiestas, en la playa, la discoteca y hasta como compañera de asiento en el tren, ya sabes, está loquita por llegar a todo contigo, utiliza tu mano sin más ni más, el sexo ligh es un gustazo que no podemos desperdiciar jamás.

Toda pareja que disfruta del sexo oral entre ambos, sabe que es la química perfecta para el goce sexual, por lo que otras prácticas durante el rito erótico no son capaces de suplir su goce.

 Esa combinación de la piel suave de la boca con los órganos sexuales no tiene comparación con nada, el disfrute está asegurado. En este punto, vale preguntarnos, ¿siempre queda bien el sexo oral?, ¿acaso no hay errores humanos para que no haya tanto cachondeo ni placer? Sí, sí hay errores, y para no caer en ellos y tu relación de pareja se vaya al diablo, ten en cuenta siempre estos detalles cuando vayas a la cama con tu chico/a:

– Limpieza del cuerpo: Importantísimo aspecto, por la boca no entendemos de suciedad. Escogemos siempre lo que comemos por su limpieza, su olor, ¿cómo vais a pensar entonces que puede haber una felación o un cunnilingus con un pene o vagina desagradable? El olor, chicos, es clave y los genitales siempre se han caracterizado por ese olorcito que puede ser sexual, pero a la hora de poner en la boca produce asco. Mucho cuidado con llegar sucios a ese momento, en la penetración y el contacto de cuerpos, vale un poco, en el caso de la boca no funciona.

– El uso de los dientes: Sabiendo que las zonas erógenas tienen la piel muy delicada y sensible a todo tacto, ¿cómo vais a pensar en mordidas? Precisamente, lo que más se goza del sexo oral es el contacto muy suave de los labios, la humedad delicada del interior de la boca, pero la dureza de los dientes no entra en el goce. Aunque hay hombres que también disfrutan con leves mordiditas en la cabeza del pene, no es un gusto general, evita que se sienta frustrado si pretendes que te recuerde siempre. Esto mismo ocurre con el clítoris, y no es nada agradable. Además, y esto es importante, como la piel es tan suave, es sensible de romperse al roce de los dientes, ¿sabes que muchas personas han sangrado durante el sexo oral?

Si quieres saber qué buscan los hombres en las chicas para clasificarlas con un 10 en la relación sexual, aprende de estos tres tipos:

La rompedora.

Elimina todas las reglas de su vida, exceptuando las laborales. Vive para sí misma, es innovadora en sus métodos porque recrea situaciones afrodisíacas que eleven la temperatura del sexo. Gusta de los cambios, siempre en busca de lo más atrevido y más vigorizante en la cama. Pocas veces acepta los deseos de la pareja pues prefiere ser ella la que marque el liderazgo, aunque si están acoplados con sus intenciones, accede de buen gusto.

La seductora:

Es capaz de crear a su alrededor un halo mágico de placer, con solo una mirada, un roce y hasta con su sola presencia. Suelen ser obsesivas en la búsqueda por internet de armas cada vez más eficaces para atraer a las personas a su cama. Atrevidas y sensuales, suego solo se acrecienta cuando más víctimas para sus apetitos sexuales logra captar.

La bocaza:

Es la mujer que experimenta sus más fuertes placeres por medio de su boca y hace que su pareja también lo disfrute. Sabe besar para calentar con solo el roce de sus labios húmedos, sabe muy bien como llevar a la excitación total a su pareja con el recorrido de sus labios por todo el cuerpo y en chupar las zonas erógenas no hay quien les tome ventaja. Hace de la felación y el cunnilingus sus mejores métodos orgásmicos en pareja.

La feminista:

Sin dejarse llevar por el epíteto de lesbiana, necesita en la relación sexual la intervención de otra chica que le sepa tocar y besar mientras su chico también se embriaga de placer. El trío de dos mujeres y un hombre no lo concibe como la manera de complacer al hombre con dos, sino de cómo interactúan los tres en el juego sexual, en el que muchas veces alcanza ella el protagonismo porque su ego es el más necesitado.

Llegó al fin la ansiada etapa vacacional, ¿qué piensas hacer para que este año no sean tus vacaciones lo mismo con lo mismo de año tras año? Te aseguro que si regresas a la misma costa, la misma playa para darte tus baños de sol y mar, día tras día, acabarás buscando nuevos incentivos que no son aconsejables para las parejas.

Los jóvenes, sobre todo, acuden a las borracheras, al consumo de drogas y otras acciones nada saludables, ni socialmente sanas, ni legales. Ese es el motivo por el que pierden el rumbo cuando repiten los mismos placeres, pues, como necesitan más acción, más adrenalina, más vigor, creen que por medio de estos tontos métodos lograrán disfrutar más intensamente.

Está comprobado que los excesos en la diversión llevan a prácticas mortales como el paso por los balcones en Mallorca, ¿por qué lo hacen? Porque necesitan hacer algo fuerte, llamativo y son tan poco inteligentes que se dejan seducir por el vicio y los excesos que no llevan a ningún lado bueno. Todo eso se evitaría si dedican sus días de vacaciones a recrearse en actividades fascinantes, algunas no necesitan siquiera un gasto adicional, otras solo un poco, pero es tan emocionante el placer que se siente que vale la pena dejarse llevar por ellas y no por prácticas rutinarias de excesos desmedidos.

Entre las actividades ideales para tu verano puedes escoger:

Prácticas de buceo

Senderismo

Kayak

Ráfting

Descenso de barrancos

Alpinismo

Surf

Los jóvenes que se dedican a estas prácticas deportivas en verano son más activos y de mente más abierta. El sexo con ellos siempre es ardiente y novedoso, porque el deporte de riesgos les hace ser innovadores en el momento oportuno ya la vez cautelosos para no fallar en la relación sexual. Todo lo contrario sucede cuando un chico se lanza a los excesos de la bebida, sustancias nocivas y acciones que lejos de ser divertidas, dan una imagen inmadura y carennte de verdadero placer.

Si quieres encontrar chicos que realmente son divertidos y gustan del sexo pero sin caer en esos excesos, en las páginas de contacto encontrarás los que deseas, puedes escoger entre ellos y decidir tu próxima cita.

Si tuviste una aventura de una noche y notas que no te ha buscado más, empieza ya a buscar lo que hiciste mal o lo que no hiciste en esa cita.

A menudo las mujeres piensan que, como son muy sexy, lucen cuerpazo y van elegantes a la cita, el hombre caerá rendido a sus pies y la realidad es otra: fracasan en sus proyectos.

Es cierto que la belleza femenina y el cuerpo atraen más que nada a primera vista, pero al llegar a la cama lo que los pone a mil ya no es lo que han visto en ti, sino lo que haces. La habilidad femenina tiene que destaparse en la intimidad, sino, ¿por qué crees que mujeres nada elegantes ni siquiera guapas, tienen a varios hombres loquitos por ellas? Aquí te digo mi mejor consejo: practica el sexo oral  y haz que se corra cuando se lo hagas.

No hay uno que no quede embobecido con la mujer que le hace una felación con todas las mejores mañas, si actúas así en el  sexo, no solo te buscará en seguida, sino que estará siempre amable contigo porque quiere nuevos encuentros. Esta estrategia para que no te olvide será tu mejor arma, practícala  en la primera cita,¡funciona!

9 2092

Aunque vivamos en tiempos modernos, y el sexo se ve como armonía y no como pecado, hay que evitar caer en la trampa mortal que a veces nos pone delante la vida.

El problema mayor surge cuando sentimos una atracción sexual hacia otra persona que no debemos  incluir en nuestra vida, y eso lleva un nombre específico, Tensión sexual no resuelta (TSNR). Esta situación hay que aprender a distinguirla de otras, pues como bien decimos, es un trampa que puede traer consecuencias lamentables.

Sería muy bueno contener los impulsos del corazón cuando la razón advierte que no se llegue a más. Muchos han sido los desastres en la vida debido a esto, y con un solo ejemplo  los voy a mencionar: Elena de Troya y Paris. Si estos dos seres se hubieran contenido , la guerra entre Grecia y la ciudad más famosa de la mitología y de la literatura, se hubiera evitado. Aunque claro, los historiadores dicen que solo fue un pretexto.

La vida real nos lleva a otros casos, donde no faltan amigos perdidos, vecinos enemistados, trabajos eliminados, familias destruidas,.. y mucho más. Pero lo peor no es solo esto, sino que la magia termina no bien terminada la atracción imposible.

 

16 2566

A veces resulta que en una relación sexual se aprecia una gran diferencia porque una de las partes va en un cohete y la otra va en bicicleta.

La explicación está clara: uno muy fogoso y otro más pasivo. No importa quien lleve la delantera, si el hombre o la mujer, pero esta pareja corre el riesgo de quedarse en el camino.

Las diferencias entre ambos miembros están marcadas no por el deseo sino por la acción, y puede ser porque alguno no está preparado para esa experiencia por conductas familiares y sociales anteriores. En estos casos, la conversación y el hablar seriamente entre ambos, es la mejor solución para enfrentar los miedos, y ayudarse mutuamente a ir más parejos.

Si no hay conversación y entendimiento, lo mejor es separarse porque solo se busca la satisfacción individual y no de ambos a la vez.

Si eres atrevido, seguro que quieres imitar con tu pareja las sesiones que ves en las películas pornográficas y que tanto molan a ambos. Y yo te pregunto, ¿te ha dado resultado?

Basado en mi propia experiencia te diré que lamentablemente, no es tan así como se piensa. Estas escenas bien calientes y llenas de fuego de vida, resultan geniales para despertar la libido, para recrearse con ellas como fantasías sexuales estimulantes, pero si sigues sus pasos, forzarás una relación sexual que se verá como copia, no como pasión que sale de tus deseos.

Cuando vayas al coito, hazlo con toda tu pasión a flote, con el cuerpo hirviendo, pero trata de ser tú, si hay algo que quieres hacer nuevo puedes probar, pero no llevar a tu cama todo lo que ves y que te sirve muy bien para excitarte, porque lo demás parte de ti, de tu propia iniciativa, y esa es la mejor parte de una relación sexual. No llevar patrones a la cama, dejar que todo fluya, es el secreto luego de ver escenas eróticas que calientan a todos.

Ser infiel ya no es pecado, aunque en los famosos mandamientos se diga. Los infieles para buscar puro sexo en otra relación lo ven como una actitud que no influye en los sentimientos, sino en el placer.

Algunas parejas llegan incluso al intercambio con otras primando esta condición, y poniéndose como premisa no llegar a intimar con la otra persona para no afectar la pareja estable. Cuando se realiza este intercambio, no se habla nunca de infidelidad.

Por supuesto, que en cuestiones del morbo, se ve distanciado del afecto de cariño y amor, pero no son pocos los que han caído en las garras del sentimiento y ha hecho peligrar, o fracasar, la estabilidad que se tenía.

Ese tipo de pareja que se atreve a intercambiar debe estar muy segura de sí misma, o de lo contrario puede caer en ese vacío que va más allá de las relaciones sexuales. Y por supuesto, es un riesgo que se corre aunque haya seguridad plena.

 

Cada día te preocupa que tus relaciones sexuales ocasionales se conviertan en esa misma rutina que llevas con tu pareja estable, y con ese temor, te atreves a preguntarte si vale la pena ser infiel pasado un tiempo y temes volver a caer en la misma depresión que inhibe tener un sexo fuerte y vigoroso.

 Evitar ese desencanto es el que mueve a millones de personas que como tú buscan constantemente una pareja ideal, y al no hallarla, acuden a las citas ocasionales para revivir la ilusión del cuerpo en una cita sexual apasionada.

Para variar en el sexo no hace falta que te conviertas en un Don Juan sin sentimientos, que ya no puede estar feliz si no es de flor en flor. Si ese es tu estilo, vale, no lo puedes evitar, pero quizás no seas así y lo que busques es salir de la rutina para que esos momentos sean excitantes y cada día innovadores.

 

3 1011

Su nombre ha recorrido por siglos la fama de hombre obsesionado por los abusos sexuales, el libertinaje extremo, la corrupción. Es de imaginarnos cómo sería aquello en los años que le tocó vivir.

 Nació en París en 1740, cuando aún estaban muy fuertes las moralidades que pregonaba la iglesia y cuando cualquier acción era considerada inmoral, pero la ciudad le dio impulso a cada una de sus manifestaciones desenfrenadas, con una sexualidad agresiva y capaz de dejar por escrito todo lo que sentía.

Siempre se habla en estos términos de este aristócrata, pero debemos conocer que sí hubo mucha realidad y las leyendas no se quedan muy cortas en su vida de desenfrenos, como raptos a jóvenes, orgías, grandes corrupciones y acciones realmente crueles sexualmente. Uno de esos casos fue llevado a juicio y tres muchachas se alzaron para acusarlo por sus excesos.

El Marqués de Sade fue perseguido por años hasta que al cumplir los 34  fue por fin a parar a la cárcel, donde escribió sus memorias que dejan boquiabierto a cualquiera.

11 2049

Estás deshecha, porque las cosas te han salido tan mal que no sabes cómo salir de esa situación y para colmo, hay una voz dentro de ti que te repite lo inútil que es arreglar tu vida.

Pues mira, amiga, si tu caída es tan grande, piensa bien en esto: lo mejor es no lamentar el error, y sacar provecho de lo positivo.

La solución está en ti, en convencerte primero de que perdiste y no culpar a nadie. Cuando estés segura de eso, sigue pensando y busca cómo salir del hoyo en que estás metida. Es posible que te parezca terrible afrontarlo, y que nunca podrá pasar ese golpe, pero nada es eterno, ni siquiera los fracasos si te empeñas en ello.

Trázate de inmediato una estrategia, buscar la salida del laberinto y volver a respirar aire es de personas inteligentes a las que todos admiramos.

Levántate cada día con mejor ánimo, no te dejes vencer, las personas triunfadoras también han tenido caídas, pero siempre, repito, siempre, han sabido levantarse, y tú puedes también.

4 1121
Si me preguntan cuándo sé que mi pareja de veras me quiere, respondo que si veo que me admira, esa admiración es amor sin dudas, que los deja fascinados y ayuda a la buena relación.
Siempre debemos admirarnos ante el ser que amamos, esto mantiene viva la llama, sorprende a la rutina y mantiene latente el placer de estar juntos.
Cuando conocemos a una pareja potencial siempre existe algo que admiramos, puede ser:
– ¡Me encanta su sonrisa!
– ¡Tiene un olor exquisito!
– ¡Me gusta como habla!
– Antes me caía remal y ahora siento que me ha sorprendido.
– Habla con tremendo encanto.
Para mantener el amor, hay que mantener la curiosidad, la sorpresa, el cambiante modo de ver las cosas y de enfrentarlas. Si sabes lo que tu pareja admira en ti, cultívalo, mejóralo para que cada día recuerde por qué te ama.

Muchas veces en una pareja aparece una nueva mujer, porque han estado juntos por mucho tiempo y se cae en cierto nivel de rutina.   Entonces aparecen amenazas propias de la dinámica de la relación.

Tu hombre llega un día a casa hablando de la secretaria nueva, de la chica que debe trabajar con él o de una amiga nueva que tú apenas conoces. La primera reacción son los celos, la desconfianza y la inseguridad y como debes imaginar no llevan a ningún cambio positivo. Luego vienen las discusiones por los más mínimos detalles, más tarde se distancian hasta que todo alcanza un punto en el que una decisión radical se impone: o nos arreglamos o terminamos.

Mi propuesta es sencilla, primero: muestra interés por el tema, conócela (quizás te des cuenta que te preocupas por nada), segundo: revive las cosas con las que despertaste su interés un día (a veces hay que recordarles por qué están contigo), tercero: cuando te hable de ella, tócale puntos con los que sabes que causas la misma reacción en él (quizás aquel amigo tan atento cuya galantería a tu hombre le molesta un poco o bastante) y cuarto: no le demuestres celos o inseguridad (lleva a cabo un plan donde lo incluyas pero que ante todo sea tu plan y no se deshaga a menos que él proponga algo mejor).