Como aún no te decides a ser una chica bien caliente en la cama, tienes que dejarte ya de  tantos  “peros” y comenzar a condimentar bien tu relación sexual. Tienes que crear y  dejarte llevar, porque, amiga, el tiempo avanza y todo va en constante desarrollo, no me digas que aún tu relación sexual es convencional porque ya esto es inadmisible.

Como lo que necesitas es saber que en el mundo otros han gozado, ¡y mucho!, mientras tú aún estás como niña recién nacida, te aconsejo leer un libro que te sacará todo lo que tienes escondido:

Las 1.001 fantasías eróticas y salvajes de la historia”, de Roser Amills.

carencia sexual fuegodevida

En sus páginas, el autor clasifica las fantasías de 1.000 personajes célebres de la historia, y son historias que te harán reflexionar sobre la relación sexual aburrida que llevas.

En este interesante y desenfadado libro, que es capaz de penetrar en los vivos momentos sensuales de personajes muy conocidos, se hace evidente que, en cuestiones de sexualidad, la imaginación es capaz de volar más alto que la realidad. Y como dice la autora: «cuantas más fantasías seamos capaces de comprender, mejor nos conoceremos.”

La lógica de este argumento nos indica que tiene razón, todo ya está inventado, solo tenemos que retomarlo, pero si lo desconocemos, es imposible llevarlo a cabo. Pues bien, ya no hay motivos para estar  desprovistos de ideas, en este libro hay nada menos que mil historias que puedes hacer tuyas con solo meterte en la piel de cada famoso mencionado.

 En este libro encontrarás temas como estos que te van a hacer saltar la piel nada más leerlos,  “Cultura y guiones insólitos para los juegos de seducción”,  “ Argumentos para liberar inhibiciones y gozar con “lo prohibido”: si ellos lo imaginaron…, ¿por qué tú no?»  y otros similares.

No solo esta lectura te servirá de entretenimiento y de conocimiento, sino que convencerá de que tú puedes también llevar la chispa sexual a tu relación.

Las mujeres son seres sexualmente muy activas y disfrutan del amor mejor que los hombres, pero a veces la indiferencia sexual las ataca. Los motivos más comunes  suelen estar entre estos:

La llegada de los primeros síntomas de lo cambios hormonales que conducen a la menopausia.

El estrés que provoca bajones de ánimo por la carga de problemas sociales, familiares y laborales.

Cambios físicos experimentados por el cuerpo al paso de los años.

Distanciamiento entre los miembros de la pareja al caer en la rutina.

Falta de ilusiones y de nuevos estímulos en el plano amoroso.

Problemas culturales al pertenecer a un grupo que discrimina el papel activo y sexual de la mujer.

 

 

8 1834

En la antigüedad, se vivieron muchas situaciones curiosas relacionadas con la sexualidad, y digo curiosas porque hoy las vemos así, pero en esa época eran muy normal.

En Babilonia, por ejemplo, los templos exigían que las mujeres tuvieran relaciones con desconocidos en honor a una de sus diosas, Myletta.

Sin embargo, para los egipcios, era inadmisible las relaciones sexuales de cualquier tipo entre parejas dentro de los templos, pues solo éste se le permitía a los dioses en semejante recinto.

Las mujeres en esas civilizaciones antiguas, no eran sometidas a la cantidad de torturas que sufrieron después en la Edad Media, producto del sexo, y aunque existía sobre ellas cierta diferencia, el que fueran infieles no se veía con tanto pudor. Baste recordar a las famosas de esos tiempos, sobre todo Cleopatra, que fue anhelada por muchos, a pesar de haberse casado con hermanos, tener relaciones con jefes militares del mismo ejército romano, y llevar a sus habitaciones a gran parte de sus servidores.

11 1976

Desde tiempos remotos a las personas les gustó acompañar sus cantos con instrumentos musicales que ahora son antiguos y exóticos. Estos sonidos acompañaban sus cantos y bailes.

Hace más de 5 000 años, en Mesopotamia surgió el arpa arqueada, similar al tsaung birmano. Egipto tuvo su arpa metálica y de Escandinavia, en el norte europeo, es el luur, una trompa de metal. En la actualidad se han fabricado diversos instrumentos de viento, de cuerda y de arco.

No se pueden olvidar los de percusión que existen en todo el mundo desde la Historia Antigua. Ellos son el tambor, sonajas, crótalos o castañuelas, el olifant o trompa de marfil, el gong metálico, la campana china… son varios.

Entre otros que también son antiguos se pueden mencionar la vihuela, el crouth galés, la guitarra, la mandolina, el laúd, el salterio y el sistro francés. También están la tiorba, el clavicémbalo y la espineta, antepasados del piano.

Una gran compilación de libros, considerados sagrados en China, se le atribuyen a Confusio. En ellos, da importancia a la historia, y al culto de los antepasados. También las artes las considera necesarias para despertar la mente, incluyendo la poesía y la música.

Pero es en el contenido de los anales, una colección que recopiló hechos y conversaciones suyas, donde se vislumbra su verdadero sentido de la reflexión, y se pueden apreciar sus verdaderas enseñanzas. Estos anales fueron recopilados por sus discípulos, y llevan el nombre de Anales de Primavera y Otoño, las dos estaciones más veneradas por los pueblos asiáticos.