Para saber el nivel de daño que hacen los celos en el cerebro, se han hecho estudios que como resultado demuestran una afirmación que muchos aún no comparten: los hombres son más celosos que las mujeres.

Es decir, ellos los sufren más y les hace más daño que a ellas, y creo que es puntual explicar algunas cosas sobre el tema.

Las últimas investigaciones que se han realizado, no solo abarcan a los hombres de este siglo, sino que se remontan al hombre desde tiempos antiguos, y nos indican que hay diferencias entre los celos masculinos y los femeninos, basados en análisis de genes.

Hombres celosas fuegodevida
Hombres celosas fuegodevida

En la actualidad, parece que se piensa que las mujeres son más celosas, pero un estudio demostró lo contrario.

Un investigador, apoyado por un equipo de trabajo, pidió a un grupo de hombres y de mujeres que imaginaran a su pareja “haciendo el amor con otro hombre. Una vez concentrados, se pudo apreciar el ritmo cardíaco de cada uno de los presentes en el experimento, y no solo ese ritmo, sino también otras reacciones como expresiones en el rostro y en las manos.

Los hombres demostraron más ira, más dolor y más interiorización del sufrimiento que las mujeres, con solo imaginar a sus parejas en brazos de otro hombre. Hablar, hablaban poco, pero por dentro sentían crecer su dolor. Los datos policiales arrojan que cada vez son más los que adoptan actitudes brutales que son penadas por la ley, por haber obrado guiados por los celos causando daño a sus parejas.

Las mujeres también lo sufren pero no en la misma medida. Ellas no acuden a actitudes bruscas, aunque sí verbalmente son las que se llevan todos los puntos: una vez que se sienten engañadas, atacan con palabras va su pareja y a quien se les ponga delante.

Otro detalle curioso y a tener en cuenta fue el segundo paso dado por este equipo: se les pidió a ambos sexos imaginar a su pareja teniendo relaciones homosexuales, y el resultado fue increíble: Los hombres, dispararon sus deseos eróticos, la hormona del placer aceleró su reacción con solo imaginar a su pareja y a otra chica teniendo relaciones sexuales. En cambio, las mujeres en su mayoría, no sintieron nada de dolor ni de felicidad, mientras que más bien hubo rechazo hacia su media naranja.

Entre las sorpresas que ha traído el estreno de la cuarta parte de «Juego de Tronos«, no solo está su nueva puesta en escena, esperada por tantos seguidores de la saga el primer domingo del mes de abril. Otra noticia se suma a la ya esperada y está relacionada con uno de sus actores.

Uno de sus personajes mejor caracterizados, el gigante Hodor,  se ha convertido en el centro de la atención de las redes sociales, con jugosos comentarios. El actor que lo interpreta, Kristian Nairm, ha hecho una revelación a la prensa que sus fans no esperaban.

gay fuegodevida
Comunidad gay

El blog Winter is Coming le proporcionó una entrevista a Kristian, un hombrazo con cara de buena gente, que no se cortó para hacer una confesión muy jugosa para la prensa: Kristian aprovechó la entrevista para salir del armario. Y lo mejor vino después, cuando lo comentó. Otros prefieren ocultarlo durante un tiempo a través de fuegodevida contactos gays en las páginas de contactos específicas, donde pueden dar rienda suelta s uss fantasías más ocultas

Según el actor del personaje Hodor de la saga «Juego de Tronos«, llevaba tiempo tratando de decirlo a los medios e incluso, según afirma, trató varias veces de motivar esa pregunta sobre su inclinación sexual a quienes le entrevistaban, pero sin éxito. Aunque sus compañeros de reparto lo sabían y le respetaban, no se había hecho público. Ahora, Kristian está feliz porque ha podido sacar de adentro sus deseos y solo quiere que se le respete su intimidad, algo que dudo porque «Juego de Tronos» vuelve a ser noticia de los medios en este mes de abril.

La comunidad gay, de la que se siente parte, comparte de muy buena manera su decisión de hacer pública su homosexualidad y aseguran que estarán entre los más fieles asistentes a las salas de cine para aplaudir una de las actuaciones mejor caracterizadas de tan taquillera película.

Los griegos antiguos fueron, sin dudas, muy liberales en el sexo, nada que ver con lo que se vivió siglos después. Entre sus bisexuales más famosos estaban gobernantes, sabios, capitanes del ejército y todo tipo de hombres porque, para ellos, la homosexualidad era común.

Por ejemplo, Pisistrato, un célebre tirano de Atenas, tuvo de amante nada menos que al gran Solón, uno de los 7 sabios más reconocidos de esa cultura; dos de los gobernantes en otro momento de su historia, Arístides y Temistocles, se disputaron el amor de Stesileo; Platón no fue nada santo, se le conocieron varios amantes, entre ellos a Fedro y a Dionisio; y otro griego del que se habla mucho su homosexualidad fue Sócrates, sin embargo, investigaciones confirman que no lo fue en realidad.

Si Sócrates no lo fue en realidad, es que, sencillamente no quiso, porque no era mal vista la homosexualidad y hasta se estimulaba de  muchas formas: existían burdeles de hombres jóvenes haciendo competencia con las mujeres que se dedicaban a vender su cuerpo y en la educación, era común el pederasta, o sea, un hombre que adoptaba a un joven de  15 a 18 años y le enseñaba algunas artes o técnicas, a la vez que lo iniciaba como amante. Por supuesto, eran amantes especialistas en las artes del amor. La iniciación sexual de un joven tenía que ser estimulada por un maestro.

Pero es bueno no confundir. Los griegos eran tan amantes del placer ilimitado, que por eso tenían relaciones con mujeres y hombres sin que la sociedad se interpusiera, todo quedaba a gusto de quien elegía su inclinación.

Una vez conocido ampliamente sobre este tema,  valoremos a esta cultura, en sus aciertos y desaciertos.  El pederasta sí debe ser condenado, no así la bisexualidad, porque aprovechar de ella sus logros nos convertirá en más activos a la hora de ir a la cama. Como pueden apreciar, ser bisexual no es ser moderno, es ser, sencillamente, libre de elegir lo que se quiera en relaciones sexuales.

 

2 1044

Aunque parezca inverosímil, los gay se excitan también con las tetas grandes, al punto de preferir muchas veces vídeos porno donde mujeres con esa anatomía sean acariciadas por otras de igual cuerpo.

El fenómeno no es aislado, muchos de los homosexuales se sienten muy excitados, como si las tetas talla extra fueran suyas y sintieran ese morbo que los lleva a sentirse deseados y complacidos, todo a una vez.

Para los que quieren entender ese fenómeno, pues solo se imaginan a los gay deseando pollas grandes, es la carencia de los rasgos femeninos lo que hace que deseen ver a mujeres en lujuria por medio de sus tetas, una manera de llevar sus propias fantasías sexuales al extremo de la visualidad.

En la red podemos encontrar todo tipo de CONTACTOS, amor, relaciones, amistad… pero todas al final mas tarde o mas pronto terminan en sexo

En internet siempre se suele buscar ese tipo de sexo que no tenemos en casa, aún arriesgándonos a que nos engañen o nos pille la pareja, pero no creo que sea lo habitual, toda la gente que entras en páginas de contactos para buscar sexo o una CITAS X , la mayoría tiene pareja, cosa que aumenta mas el morbo por tener un poquito de sexo anónimo y poner en marcha las fantasías sexuales de uno.

Muchas veces el tipo de sexo que buscan las personas es muy diferente, las mujeres, yo creo que buscan mas el amor, pasión , el FUEGO , lo ardiente, … algo un poco mas romántico, mas sensual, me imagino que también habrán mujeres que busquen el desenfrene, lujuria, perversión,… no se, algo mas distinto, pero por lo general estoy seguro que buscan lo anteriormente dicho.

Sin embargo, el hombre, busca mas el morbo, lo sexual, la FANTASIA …, en definitiva tiene el pensamiento mas impuro, muchas veces a pesar de que están casados y tienen hijos, tienden mucho a practicar el sexo con otros hombres, como que es una de sus fantasías mas morbosas, y yo no creo que por eso sean homosexuales, si no que simplemente están experimentando o que están realizando una de sus fantasías, es definitiva, que no se plantean la vida compartiéndola con otro hombre, pero que pasar un buen ratito eso nunca esta de mas.

Yo no se que pensara el resto del mundo, pero esta claro que quien no folla es porque no quiere, porque opciones para pegar un polvete no nos faltan ya sea en la red como en la calle.